El truco legal de Ford para esquivar los radares

Los radares de velocidad suponen un gran peligro económico para los conductores. Por esta razón las marcas automovilísticas, como por ejemplo Ford, han creado dispositivos para asegurar a los usuarios ante este tipo de controles.

Según Autofácil, Ford ha creado una nueva tecnología ‘anti-radar’, un limitador de velodidad variable que se ha instalado en los Ford S-Max de toda Europa. Este sistema mezcla el limitador de velocidad con el control de crucero.

Ford utiliza la información de las rutas, generando automáticamente nuevos límites de velocidad y reduciendo la velocidad, para evitar así una infracción al volante.

Además, no molesta en los frenos a la hora de reducir velocidad, sino que reduce la alimentación del combustible al motor hasta llegar a la velocidad deseada. Al pisar el acelerador el conductor retoma el control de este sistema.

Fuente: Ecomotor 

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.