Trump se reune con directivos de Ford, Fiat y GM Luego de que las amenazara con aumentar aranceles si seguían produciendo vehículos en México, este martes, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, reiteró a las automotrices su ofrecimiento para reducir impuestos de manera sustancial, además de las regulaciones, a fin de impulsar la creación de empleos a largo plazo.

En reunión con los principales directivos de General Motors (GM), Mary Barra; Ford Motor, Mark Fields y Fiat Chrysler Automobiles (FCA), Sergio Marchionne, el mandatario estadounidense los instó a aumentar la producción de vehículos en EU e impulsar el empleo en el país.

“Tenemos un gran impulso para tener plantas de automóviles y otras plantas”, dijo Trump a periodistas.

En el encuentro, el recién investido presidente se comprometió a reducir las regulaciones y los impuestos para que las empresas vean más atractivo operar en EU, además de transformar al país en una nación más hospitalaria para las inversiones nacionales e internacionales.

“¡Quiero que se construyan plantas nuevas para automóviles vendidos aquí!”, declaró Trump en su cuenta de Twitter antes del desayuno de trabajo con los directivos de las automotrices.

Tras su victoria en la elección presidencial, el republicano ha presionado a las empresas estadounidenses a regresar inversiones y empleos a EU, y una de esas compañías fue Ford, con quien tuvo algunos desencuentros durante su campaña electoral por sus planes de llevar su producción a suelo mexicano en 2018.

El Presidente de EEUU, Donald Trump, en la reunión que sostuvo este Martes 30 con directivos de las automotrices Ford, GM y Fiat Chrysler.

Trump amenazó a Ford con aranceles aduaneros del 35% si seguía fabricando sus autos en México; sin embargo, la relación con el fabricante mejoró cuando la compañía anunció la cancelación de una planta de montaje en México, inversión valorada en 1,600 millones de dólares.

La inversión de la compañía estaba proyectada para una nueva planta de montaje de vehículos en el estado mexicano de San Luis Potosí. La empresa también señaló que invertirá 700 millones de dólares durante los próximos cuatro años en la fábrica estadounidense de Flat Rock (Michigan), para crear una planta que producirá vehículos eléctricos de alta tecnología y autónomos, además del Ford Mustang y Lincoln Continental.

Luego que en las últimas semanas los principales fabricantes de autos anunciaron una oleada de inversiones en EU, el mandatario le ha bajado el tono a sus advertencias, también dirigidas a las firmas General Motors (GM) y Toyota.

La reunión de este martes, la primera conjunta de los presidentes ejecutivos de las tres grandes de Detroit con un mandatario de EU, desde que lo hicieron en julio de 2011 con Barack Obama, es la señal más reciente del grado poco común de intervención de Trump como presidente en los asuntos corporativos.

Fuente: Forbes

Be the first to comment on "Trump se reune con directivos de Ford, Fiat y GM Luego de que las amenazara con aumentar aranceles si seguían produciendo vehículos en México, este martes, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, reiteró a las automotrices su ofrecimiento para reducir impuestos de manera sustancial, además de las regulaciones, a fin de impulsar la creación de empleos a largo plazo."

Leave a comment

Your email address will not be published.




Cresta Facebook Messenger